sábado, 19 de septiembre de 2009

Mientras.......


Mientras….


Mientras dormía le mentía;
aprisionando su alborada,
como capciosa era la mirada,
profunda y meditabunda
y su torpe lengua confundida,
timaba su ser en certeza,
palmo a palmo sexualizado;
en la angustia encarnada
como beso aconjogado,
que asfixiaba su jolgorio
de aquél carnal, carnal,
del cielo y de su infierno.


Mientras que caminaba,
se perdía en el averno,
del deseo de copular,
su intelecto viril sollozo,
dominado por su sonrisa,
de fatiga compulsiva,
excitado hasta su ombligo,
proclamando un orgasmo,
susurrado en mi clímax:
no, no, no te detengas
sigue gimiendo placer.


Mientras razonaba,
derrocado cayó,
en vehemente sexo,
más locura abundaba,
petrificado murmuraba,
un no, no he terminado;
aún inspirado en la cima,
de sus senos abordo,
su intento de penetrarle,
acariciándole en ira,
su vientre, su atmósfera celeste.


Mientras escribía se exaltaba,
por que la razón era la insensatez,
de quien le ignoraba,
y dormía apaciblemente;
era solo su apetito de sexo,
confundido por dormir,
con el mas bello cuerpo,
habitando los senderos,
de quien ama y miente,
el ego del más fuerte,
el varonil acertijo de tenerle,
de mil veces poseerle.


Mientras soñaba existía;
la más bella, la más bella,
y tristemente su cama vacía,
preparada con frialdad.
Solo le aguardaba una foto,
del ángel con el que soñaba,
entre líneas y perfidias,
pasaba su viril angustia;
exorbitando su alma joven,
para sonreír atónito,
a lo que nunca, nunca fue;
mientras vivía y se Moría.



AHIDALID ALVARADO ROJAS

Me Reservo Derechos de Autor

No hay comentarios:

Publicar un comentario

"No hay pensamientos más profundos y elocuentes que el de los mudos por el viento y silenciados por el tiempo" Ahidalid